El producto ha sido añadido a su carrito
10.08.2017

¿Qué tipo de zapato va contigo?

Los zapatos son una pieza fundamental en nuestro look, no sólo por las posibilidades estéticas que brinda y la manera en la que estiliza tu figura, sino que también marca tu ritmo y estilo al andar. Un elemento tan central en nuestro vestuario diario no puede tomarse a la ligera y según cuál sea tu físico te irá mejor un tipo u otro.

Por todo ello, en Naulover queremos ayudarte con unos pocos consejos para que tu elección del calzado sea siempre un acierto.

Si tienes poca estatura
Si eres de poca altura hay un elemento que, por supuesto, estilizará tu imagen y ese elemento es el tacón. Eso sí, no podemos elegir la altura del tacón sin tener en cuenta nuestra altura ya que un tacón muy exagerado nos hará lucir desproporcionadas. Unos 5 cm de tacón suelen ser adecuados para casi cualquier altura, pero a partir de ahí, mírate bien al espejo.

Otro elemento clave para la altura es el color del calzado. Por ejemplo, los tonos parecidos al tono de piel, como por ejemplo el beige, crean una sensación de piernas más largas y, a consecuencia, una mayor altura. 

Para pies grandes
Si tus pies son especialmente largos, no te recomendamos que utilices zapatos con punta alargada ya que subrayarán la longitud de los mismos. Te aconsejamos que optes por calzado con poca puntera, lo que matizará el tamaño de tu pie.

Para pies pequeños
Si por el contrario tus pies son de tamaño pequeño, sí que debes darle una oportunidad a los zapatos con punta alargada que darán un aspecto de pie más grande. Evita usar zapatos de punta cuadrada o tacón grueso.

Para piernas gruesas
Si tienes unas buenas pantorrillas hay tipos de calzado que preferirás evitar y calzados que te ayudarán a estilizar tu pierna y que aparente ser más larga y delgada. Los tacones (sin ser ni demasiado delgados ni demasiado gruesos) te ayudarán a estilizar tu pantorrilla, idealmente con botas bajas o sandalias abiertas por delante.

Por contra evitaremos los calzados que lleven correas por delante (ya que acentúan el grosor de la pantorrilla) y las botas de media caña.

Para piernas delgadas
En este caso debemos jugar a la contra de como lo hacíamos en el punto anterior. Es decir, aprovecharemos los zapatos con cintas por delante, que darán un mayor grosor a nuestra pantorrilla si es demasiado delgada, y usaremos tacones, pero no muy altos para no crear un efecto "pata de gallina".

Ya sabes qué tipo de calzado te conviene más, ahora sólo te falta completar el resto de tu vestuario. Visita nuestra colección Naulover y escoge el conjunto que mejor combine con tus zapatos favoritos.

SHARE

Esta web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Más información X Cerrar